Acerca de este sitio

Hola. Bienvenido a Impatient Optimists, el blog oficial de la Bill & Melinda Gates Foundation.

Necesitamos su ayuda. Creemos que todo el mundo merece la oportunidad de vivir una vida sana y productiva. Pensamos que se está produciendo un gran avance, pero todavía hay grandes injusticias que estamos impacientes por resolver. También opinamos que la educación y la participación en conversaciones reflexivas sobre estos problemas (paliar la pobreza y mejorar la salud de todos) pueden ayudar a arrojar luz sobre qué es lo que funciona, con la esperanza de que lleguemos a salvar vidas.

Por ello, Impatient Optimists presenta el trabajo de los beneficiarios, socios, líderes y personal de la fundación, así como el de otros bloggers, para que se realicen comentarios y se logre una mayor comprensión de estos problemas. En el blog, encontrará historias de gente que trabaja cada día por paliar la pobreza y por promover una sanidad mejor para todos.

Se trata de problemas urgentes que exigen unas soluciones innovadoras. Si usted es un trabajador de la salud comunitario, una madre interesada en la salud materna, un periodista escéptico sobre el valor de la ayuda extranjera, un granjero, un responsable de políticas deseoso por descubrir qué funciona, un profesor, un científico que quiere hablar sobre descubrimientos recientes, uno de nuestros valiosos socios o simplemente alguien interesado en estos temas, queremos que éste sea su espacio para comunicarse con otras personas y hablar sobres estos aspectos fundamentales.

Pero ante todo, díganos qué piensa. Queremos saber su opinión. ¿Cómo?

Únase a la comunidad. Si ha disfrutado de alguna de las publicaciones o tiene algo que decir, comparta sus ideas en los comentarios de debajo de cada publicación. También podrá compartirlos en redes como Facebook, Twitter, StumbleUpon, etc., o enviarlos por correo electrónico a sus amigos.

Puede registrarse para recibir actualizaciones periódicas por correo electrónico o leer los titulares a través del canal RSS para no perderse nada en absoluto.